El Covid mata en Yucatán cuatro veces más que en el resto del mundo

Meridanos en el mercado Lucas de Gálvez. Un especialista en inmunología clínica presentó un estudio de reconfirmación sobre la letalidad del Covid-19 en Yucatán

Realidades.- La OMS insiste en que es urgente frenar contagios

El doctor Manuel Baeza Bacab, especialista en inmunología clínica, reitera que la letalidad del Covid es mayor en Yucatán que en México y el mundo, comparando cifras oficiales de las autoridades de salud federal y estatal, “por lo que no hay que confundir ‘peras con manzanas’ en esta enfermedad viral.

A petición del Diario, el médico realizó un amplio análisis sobre la mortalidad y letalidad del Covid en Yucatán, el cual publicamos el 6 de febrero pasado.

En su análisis, el médico dijo que el dato real de la letalidad del coronavirus es mayor en Yucatán con una tasa de 10.5% en comparación con la tasa de México de 8.5% y el mundo, con 2.1%.

Al día siguiente —el 7 de febrero— el secretario de Salud estatal, Mauricio Sauri Vivas, precisó que Yucatán tiene una tasa de defunciones por Covid-19 menor que la nacional. De acuerdo con datos de la Secretaría de Salud federal, el estado ocupa la posición 19 en defunciones por cada millón de habitantes con 1,221.3, mientras que la tasa nacional es de 1,285.6.

Reporte de Covid en Yucatán correspondiente al jueves 11 de febrero de 2021

Después que leyó la réplica del doctor Sauri Vivas, el médico Baeza Bacab incluyó un nuevo análisis en el cual reitera que el Covid-19 en Yucatán es más letal que en México y el mundo.

Destacó que las cifras que maneja la Secretaría de Salud federal están atrasadas y él hizo el análisis con cifras de la SSY, que están actualizadas.

Este es su nuevo análisis de reconfirmación:

La mortalidad expresa la magnitud con la que se presenta la muerte en una población en un momento determinado, ya sea general o de causa específica.

Por tanto, es una medición de naturaleza estrictamente poblacional y expresa la dinámica de las muertes acaecidas en las poblaciones a través del tiempo y el espacio.

Se calcula tomando como referencia la población total, sea por miles o millones dependiendo del tamaño poblacional, mientras que la medición de la letalidad toma en cuenta las muertes ocurridas en las personas afectadas por una enfermedad determinada. Por tanto, representa la gravedad del padecimiento considerada también desde el punto de vista poblacional.

“Peras”

Hasta el 9 de febrero de 2021 y de acuerdo con el portal de la Universidad Johns Hopkins de Baltimore, Estados Unidos, en el mundo se han diagnosticado 106.782,469 casos de Covid-19 con 2.335,652 defunciones, lo que significa que ha fallecido el 2.1% de las diagnosticadas con el virus.

Como en muchas otras situaciones, en nuestro país se manejan dos bases de datos acerca del número de casos y de fallecimientos por Covid-19. Por eso, para un resultado más uniforme que permita comparaciones se ha realizado un análisis utilizando la información más actualizada, 8 de febrero de 2021, de la base publicada por la Secretaría de Salud federal.

En ella se puede ver un menor registro de muertes que las reportadas en Yucatán: 2,840 contra 3,245, lo que sugiere un mejor registro en el plano local.

Se han diagnosticado en México 1.936,013 casos y 166,731 defunciones, lo que significa que ha fallecido el 8.6% de los diagnosticados.

En Yucatán se han diagnosticado 30,877 enfermos de Covid-19 y 2,840 defunciones, lo que significa que ha fallecido el 9.1% de los diagnosticados: nueve yucatecos de cada 100 diagnosticados con la enfermedad, esa es la letalidad.

Esta misma letalidad muestra variaciones en la Península. Por ejemplo, Campeche tiene 12.4% (8,123 casos con 1,014 defunciones) y Quintana Roo, a pesar de tener 50,493 casos, solo tiene 2,254 muertes teniendo una letalidad de 4.4%. Otro estado cercano, Tabasco, solo tiene 6.7% de letalidad a pesar de tener 54,381 casos, aunque solo 3,642 defunciones.

Las “manzanas”

Ahora, de acuerdo con la Secretaría de Salud local, al 30 de enero de 2021 la tasa nacional de mortalidad por Covid-19 por un millón de habitantes era de 1,237.4, en tanto que en Yucatán era de 1,195.2, siendo la más elevada la de Ciudad de México con 2,484.3 y la menor la de Chiapas, con 235.4. En Yucatán hay una muerte por cada 1,000 habitantes.

El nuevo análisis no muestra una diferencia significativa con el análisis previo, 10.5% contra 9.1%.

Los datos actuales, utilizando la información federal, muestran que la letalidad de Covid-19 en Yucatán es más alta que México visto como un todo, y que en nuestro país la letalidad es más alta que lo reportado en el plano mundial.

Además, nuestra letalidad es más alta que la observada en Tabasco y Quintana Roo, donde han existido mayor número de casos, aunque Campeche nos supera.

Los resultados no sugieren causalidad ni un posible origen para las diferencias regionales, pues los estados de la Península tienen semejantes condiciones socio-económicas, culturales, geográficas y de salud.

“No muestra la gravedad real”

Los datos de mortalidad no reflejan la letalidad de Covid-19; es decir, el riesgo de que una persona que se contagió fallezca por esa causa, sino el impacto de la enfermedad sobre la población general, pero no muestra la gravedad del padecimiento, como ocurre con la letalidad.

En los ejemplos anteriores no se está diciendo que el 9.1% de los yucatecos ha muerto por Covid-19, sino que ha fallecido el 9.1% de los yucatecos que se diagnosticaron con el Covid-19, un índice más elevado que en varias partes del mundo.

Esto nos obliga a los ciudadanos a cumplir las medidas inespecíficas de prevención y a las autoridades hacerlas cumplir.

La medida específica, la inmunización, puede administrarse a la mayor parte de la población. Según un nuevo análisis, las potencias latinoamericanas podrán lograr eso a mediados de 2022.

Queda como tarea aclarar la causa o causas de la elevada letalidad”, concluye.

De un vistazo

Es posible que la tasa de letalidad esté sobreestimada debido al bajo número de pruebas que se realizan.

Asintomáticos

No se estarían contabilizando los casos leves y los asintomáticos, los cuales algunos estudios calculan en 35%, se indicó.

No los contaron

El análisis se complica más porque recientemente el Inegi atribuyó al Covid-19, en los primeros ocho meses de 2020, unos 44,000 casos que las autoridades sanitarias del país no habían contabilizado.

Tasa internacional

Para tener una letalidad semejante a la que se reporta en el mundo (2.1%), deberíamos tener alrededor de 130,000 casos y las mismas 2,840 defunciones que se reportan en el plano federal, porque si utilizamos las 3,203 muertes que se reportan en lo local necesitaríamos 150,000 casos.

Variables graves

Se observó que algunas comorbilidades como hipertensión, obesidad y diabetes, que afectan a 21.7%, 45.2% y 10.7% de los yucatecos, podrían haber complicado la evolución del Covid-19 y favorecer el desarrollo en formas graves de la enfermedad y aumentar la mortalidad.

Fuerte.- El diario de Yucatán.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s