Ondas cerebrales: cómo despertar un estado de conciencia superior

Realidades.- Más allá de las conexiones básicas de la mente, el cerebro reúne energía en forma de ondas cerebrales que pueden ir más allá de la conciencia.

Las neuronas funcionan de forma armoniosa dentro de un sistema complejo al interior de nuestra cabeza que resulta difícil de creer. Se activan juntas en patrones rítmicos comunicándose entre sí a través de la sinapsis. Estos patrones se miden en ciclos por segundo (Hertz) y son lo que los expertos llaman ondas cerebrales.

Las ondas cerebrales nos permiten estudiar el enmarañado comportamiento del cerebro. Así, análisis como los electroencefalogramas (EEG) se han utilizado para entender de mejor forma cómo se desarrollan los estados patológicos y su comportamiento en los patrones neuronales. La utilización de los EEG en la medicina está ampliamente documentada.

Pero existen también, quienes dedican sus esfuerzos para estudiar la relación de las ondas cerebrales y el despertar de la conciencia. Maxwell Cade es un claro ejemplo de ello, el biofísico británico es el inventor de lo que se conoce como Mind Morror o “Espejo Mental” en español.

La peculiaridad de las investigaciones de Cade con su Mind Mirror, es que lejos de interesarse por descifrar las cuestiones médicas, su interés se evocó más bien hacia personas con fuertes prácticas espirituales. El inventor del Espejo Mental, lo utilizó en las personas más espiritualmente conscientes que pudo encontrar.

Los tipos de ondas cerebrales y su despertar

Según los EEG modernos, hay cinco ondas cerebrales básicas dentro de nuestro comportamiento neuronal. Se dividen según su grado de frecuencia y cada una se asocia a distintos estados mentales.

Ondas gamma

Es la frecuencia de onda cerebral más alta (40 a 100 Hz). Se le asocia con estados mentales donde las funciones cognitivas están activas, es decir, cuando el cerebro está aprendiendo. Las ondas gamma también se asocian con niveles muy altos de función intelectual, creatividad, integración estados máximos e incluso de la tan llamada “zona”.

Un cerebro que produce muchas ondas gamma refleja una compleja organización neuronal y una mayor conciencia. Existen evidencias de electroencefalogramas aplicados a monjes. Cuando se les pidió que meditaran sobre la compasión, se encontraron grandes destellos de ondas gamma en sus cerebros.

Ondas beta

Este tipo de ondas se dividen normalmente en dos tipos: beta alta (15 a 40 Hz) y beta baja (12 a 15 Hz). La beta alta es lo que se conoce como “monkey mind” o “mente de mono”, que tiene la peculiaridad de saltar de tópico en tópico. Este tipo de ondas son características en personas que sufren ansiedad y están constantemente sometidas a estrés.

Los EGG también se iluminan con ondas beta cuando las personas sienten ira, miedo, culpa y vergüenza. En estos momentos la capacidad de pensar con claridad se desploma, ya que se bloquean las regiones del cerebro que manejan el pensamiento racional.

Por el contrario, las ondas beta baja se asocian a estados mentales tranquilos y concentrados. Cuando pones tu atención en calcular la mejor ruta, resolver un problema o escribir un poema, las ondas beta baja son las más grandes aliadas.

Ondas alfa

Quizá has escuchado mucho sobre las ondas alfa (8 a 12 Hz), ya que representan un estado óptimo de alerta relajado. Las alfa se encargan de conectar las ondas más elevadas (la mente pensante de beta y la mente asociativa de gamma) con las otras ondas cerebrales más bajas (theta y delta).

Las ondas alfa mejoran los niveles de neurotransmisores en el cerebro, como consecuencia, el estado de ánimo mejora.

Ondas theta

Es el puente entre la relajación profunda y el sueño ligero. Cuando soñamos vívidamente, nuestro cerebro se encuentra en theta (4 a 8 Hz). También es la frecuencia predominante en las personas bajo estado de hipnosis y en trance. Los EGG aplicados a curanderos revelaron que cuando se encontraban en medio de una sesión terapéutica, las ondas theta prevalecían en sus cerebros.

Ondas delta

Características del sueño profundo, las ondas delta (0 a 4 Hz) se asocian con estados mentales de meditadores, sanadores y cuando se despierta la sensación de conexión con el infinito. Las personas que no se encuentran bajo sueño profundo y que han iluminado ondas delta en los EGG, describen experiencias místicas.

La Mente Despierta 

Tras analizar durante 20 años a más de 4 mil personas con el Mind Mirror, Cade encontró que el estado de Mente Despierta era común en grupos de personas con prácticas espirituales. Además, descubrió una constante; todos presentaban grandes cantidades de ondas alfa.

Cuando alguien en el estado de Mente Despierta tiene mucho alfa, crea un vínculo entre las frecuencias altas de ondas cerebrales más rápidas y las frecuencias bajas. Cade llamó a esto el puente Alfa porque une la mente consciente de beta, con las frecuencias de la mente subconsciente de theta y delta. Esto permite un flujo de conciencia, integrando todos los niveles de la mente.

energia-mente-ondas-cerebrales

Así que la respuesta está en los pensamientos y la meditación. Cuando los estados de consciencia cambian, las ondas cerebrales también lo hacen y así se activan diferentes vías cerebrales. El sentimiento de dicha, activa el patrón de ondas cerebrales asociadas a la Mente Despierta.

El miedo y el amor son los extremos, trabajar en nuestras emociones a través de la meditación, podría generar un cambio significativo incluso en estados patológicos del cerebro. De esta forma, estamos activando los estados superiores de conciencia, que lo cambiará todo.

Fuente: Ecosfera

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s