Presencia de tanques rusos en tres puntos cardinales en torno a Kiev

Realidades, Kiev. Los tanques rusos llegaron a las puertas de Kiev, en su estrategia de rodear las grandes ciudades de Ucrania, tras una jornada de negociaciones de alto nivel que terminó con acusaciones contra Moscú de atacar un corredor humanitario y la denuncia de la Federación Rusa de que el bombardeo a un hospital pediátrico en el puerto ucranio de Mariupol fue una “provocación puesta en escena” por el gobierno ucranio. El primer encuentro a nivel ministerial entre ambos bandos no dio como resultado un alto el fuego.

Un equipo de la Afp vio columnas de humo en la localidad de Skybyn, a pocos centenares de metros del último puesto de control en el límite noreste de Kiev.

Los tanques rusos ya habían llegado a los suburbios norte y oeste.

A cinco kilómetros de la capital, la localidad de Velyka Dymerka fue objetivo de cohetes Grad rusos.

Según el Estado Mayor ucranio, las fuerzas rusas siguen avanzando para rodear Kiev sin descuidar otros frentes, como las ciudades de Izium, Petrovske, Sumy, Ojtyrka y la región del Donietsk.

La reunión entre los cancilleres de Rusia y Ucrania, Serguéi Lavrov y Dmytro Kuleba, en la localidad turca de Antalya, no registró ningún resultado tangible para el cese de las hostilidades.

Kuleba indicó que decidieron “proseguir sus esfuerzos”, aunque “Ucrania no se ha rendido, no se rinde y no se rendirá”.

Lavrov comunicó que su país estaba dispuesto a seguir conversando en el mismo formato de los tres primeros encuentros de altos funcionarios en Bielorrusia y que una reunión entre Putin y el mandatario ucranio, Volodymir Zelensky, estaba por ahora descartada.

Ante la imposibilidad de alcanzar un acuerdo de alto el fuego, Lavrov informó que Moscú quería “hablar de corredores humanitarios”, para evacuar a civiles.

Por la noche, el gobierno ruso anunció que, incluso sin acuerdos, su ejército abriría “corredores humanitarios” desde esas localidades hacia Rusia.

En Turquía, Lavrov reiteró que Rusia “no atacó Ucrania”, sino que respondió a “amenazas directas contra (su) seguridad”, e insistió en la desmilitarización y la neutralidad de la ex república soviética.

En reuniones separadas con el director general del Organismo Internacional de la Energía Atómica, ambos dirigentes se mostraron “dispuestos” a trabajar con el regulador de la Organización de Naciones Unidas para evitar incidentes en las numerosas instalaciones nucleares ucranias.

Cien mil evacuados en dos días

Rusia mantiene el asedio de las grandes ciudades ucranias y miles de civiles llevan días protegiéndose de los bombardeos en sótanos y refugios improvisados. En algunos puntos, la situación humanitaria es crítica, según testigos.

El representante del Comité Internacional de la Cruz Roja, Sasha Volkov, relató que los habitantes de Mariupol, puerto estratégico del mar de Azov, “han empezado a pelear por comida.

“Todas las tiendas y las farmacias fueron saqueadas hace cuatro o cinco días”, agregó Volkov desde la ciudad, en una grabación de audio enviada a los medios.

Por la noche, Zelensky aseguró que los rusos atacaron una ruta por donde debía transitar un convoy de ayuda humanitaria para la ciudad, asediada desde hace 10 días. Es “terror descarado de parte de terroristas experimentados”, afirmó.

El clamor de indignación se acrecentó tras el bombardeo el miércoles de un hospital pediátrico de esa localidad, que dejó al menos tres muertos, entre ellos una niña, según el ayuntamiento.

Rusia negó que su aeronáutica hubiera atacado en la zona de Mariupol y afirmó que “el supuesto bombardeo aéreo es una completa provocación puesta en escena para mantener el revuelo antirruso entre una audiencia occidental”.

El Ministerio de Defensa de Rusia dijo que el “alto el fuego es utilizado por los nacionalistas ucranianos sólo para mejorar sus posiciones”. El jefe del Centro de Gestión de la Defensa Nacional de Rusia, Mijail Mizintsev, expuso que los nacionalistas se apoderaron de los autobuses destinados a evacuar a los refugiados “para utilizarlos como puntos de tiro de maniobra”, reportó RT.

La agencia Sputnik destacó que muchos medios occidentales publicaron fotografías de ese bombardeo sin verificar su veracidad. El canal &commatwarfakes informó que en las imágenes aparece la bloguera Marianna Poodgurska asumiendo el papel de dos mujeres embarazadas, lo que fue evidenciado y rechazado en redes sociales.

Además, vecinos señalaron que el nosocomio fue recientemente desalojado y estaba ocupado por milicianos nacionalistas del batallón Azov (unidad militar de extrema derecha ligada a voluntarios neonazis). El primero en divulgar fotos fue Yevhen Maloletka, quien trabaja desde hace años para medios como The New York TimesThe Guardian y The Times, “en campañas antirrusas”, refirió Sputnik.

La agencia rusa destacó que las fotografías no muestran sillas ginecológicas, ni camillas, y en realidad muestran un consultorio oftalmológico, donde tampoco se aprecian rastros de sangre.

En Kiev, la mitad de la población huyó desde el inicio de la invasión, informó el alcalde, Vitali Klitschko.

Según Zelensky, alrededor de 100 mil personas fueron evacuadas en los pasados dos días de ciudades asediadas. En dos semanas, han huido 2.3 millones ciudadanos a la Unión Europea, según datos del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados, y más de 200 mil habitantes de las repúblicas populares de Donietsk y Lugansk cruzaron la frontera con Rusia, señaló el ministro de Emergencias en funciones, Alexandr Chupriyán.

Putin advirtió que las sanciones pueden provocar un aumento de la inflación mundial por la subida de los precios de los alimentos, ya que Rusia no podrá exportar suficientes fertilizantes aunque, por ahora, mantendrá sus entregas de hidrocarburos.

Por ahora se mantendrá las exportaciones energéticas

Relató que Rusia mantiene todas sus exportaciones energéticas, incluidas las que transitan por Ucrania, y aseveró que su gobierno no tiene nada que ver con el aumento de los precios del petróleo en Estados Unidos, puesto que fue de Washington la decisión de dejar de importar combustibles rusos.

“Estados Unidos está tratando de culparnos de los resultados de sus propios errores”, declaró el mandatario. De este modo, enfatizó Putin, las autoridades estadunidenses buscan “engañar otra vez a su población”. De momento, continuó, Washington busca acordar las exportaciones del petróleo con los países a los que previamente impuso “sanciones ilegítimas”, incluidos Irán y Venezuela, así que lo mismo sucederá respecto a Rusia.

En lo virtual, Facebook suavizó las reglas sobre contenido violento en su red y permitirá discursos de odio contra dirigentes o el ejército rusos.

Rusia lanzó ataques aéreos más al interior del territorio ucranio y trató de reavivar su ofensiva terrestre varada hasta ahora, mientras que intensificó sus acusaciones infundadas de que Washington estaba operando laboratorios de guerra biológica en Ucrania. Vía Graphic News.

Fuente: lajornada.com.mx

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s