McDonald’s, PepsiCo y otras: las firmas que desafían el éxodo masivo y se quedan en Rusia

Las acciones corporativas para censurar a Rusia después de su invasión a Ucrania varían ampliamente según la empresa e incluyen algunas medidas requeridas por ley y otras voluntarias. Pero, a pesar del éxodo emprendido por la mayoría, unas cuantas insisten en quedarse.

Irse, quedarse o entregar las llaves: estas fueron las tres opciones que dio la semana pasada el viceprimer ministro ruso Andrei Belousov a las empresas que promueven un castigo comunitario al país por su invasión a Ucrania.

El funcionario explicó que las corporaciones extranjeras que quieran salir del país recibirán protecciones de bancarrota aceleradas o, si quieren pensarlo mejor, pueden entregar sus participaciones a administradores locales hasta que decidan regresar.

Y es que la condena occidental a Rusia por su invasión a Ucrania no se limita a los gobiernos. Decenas de compañías han decidido suspender temporal o permanentemente sus operaciones e incluso deshacer sus inversiones en gigantes rusos.  

El más reciente paso lo dieron las grandes firmas de pago con tarjeta: American Express, Visa y MasterCard anunciaron que sus clientes ya no podrán usar sus plataformas. La aplicación china TikTok vetará la carga de videos desde Rusia.

Pero hay quienes decidieron desafiar el boicot.

Un puñado de empresas decide permanecer en Rusia

«La ropa es una necesidad de la vida. La gente de Rusia tiene el mismo derecho a vivir que nosotros», dijo Tadashi Yanai, el director ejecutivo de la casa matriz de la multinacional Uniqlo para justificar la decisión de quedarse en el país.

Esta empresa de ropa tiene 49 tiendas en Rusia y no tiene pensado cerrarlas, a diferencia de pares suyos como la sueca H&M, o la española Zara, que clausuró sus 502 tiendas y detuvo las ventas en línea.

Uniqlo, de origen japonés, sigue así los pasos de gigantes como McDonald’s o PepsiCo, que no han cedido a la presión de uno de sus accionistas para detener su operación en esa nación. O de Burger King y Papa John’s, que aseguran que sus ventas allí están en manos de propietarios locales.

“No tenemos planes de pedirle al franquiciado independiente que posee y opera las tiendas Papa John’s en Rusia que cierre sus tiendas”, aseguró el fabricante de pizzas.

Mientras tanto, otras grandes marcas de consumo como Nestlé, Procter & Gamble y el fabricante de galletas Oreo Mondelez aún no han comentado sobre el estado de sus operaciones en Rusia.

Fuente: france24.com

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s